lastsupper.jpg

Los ocho crímenes de Giordano Bruno

LPC en la biblioteca | Mayo 14, 2011

- Mantener opiniones contrarias a la Fé Católica y hablar en contra de ella y de sus ministros.
- Mantener opiniones erróneas acerca de la Trinidad, la Divinidad de Cristo y la Encarnación.
- Mantener opiniones erróneas acerca de Cristo.
- Mantener opiniones erróneas sobre la Transustanciación y la Misa.
- Defender la existencia de una pluralidad de mundos y de su eternidad.
- Creer en la Metempsicosis y en la transmigración del alma humana a los animales.
- Tratar con magia y adivinación.
- Negar la virginidad de la Vírgen María.


Después del salto se puede leer una traducción de la famosa carta del Secretario del Estado Vaticano, Cardenal Angelo Sodano, al decano de la Facultad Teológica, con motivo de su congreso "Giordano Bruno: más allá del mito y las opuestas pasiones. Una reconocimiento histórico-teológico", celebrado en el 400 aniversario de la ejecución del filósofo, el 14 febrero de 2000.

REVERENDO decano,

con carta del 18 de enero pasado, usted ha querido amablemente señalar al Santo Padre la iniciativa del Congreso que esta facultad teológica celebrará el 17-18 de febrero del corriente año sobre el tema: "Giordano Bruno: más allá del mito y las opuestas pasiones. Una reconocimiento histórico-teológico», y también ha expuesto el sentido que, en la óptica del gran Jubileo, se pretende dar al Congreso mismo.

El año Jubileo constituye para la Iglesia una ocasión privilegiada para reactivar y celebrar su fe en Jesucristo: a la luz de la Encarnación, ésta intenta recordar con gratitud los innumerables frutos de santidad devengados en su seno a lo largo de estos dos milenios. Sin embargo, esto no la dispensa de recordar las muchas incoherencias que han marcado el comportamiento de sus hijos, sembrando sombras sobre el anuncio del Evangelio. Es por esto que, entre los signos del Jubileo, el gran Pontífice ha puesto el de la purificación de memoria, pidiendo a todos un acto de coraje y de humildad para reconocer las propias deficiencias y las de quienes han llevado y llevan el nombre de cristianos (Incarnationis mysterium, 11).

En esta dirección se han dado algunos importantes simposios - como aquellos sobre antisemitismo, la Inquisición y sobre Giovanni Hus - que se han desarrollado con el patrocinio de la Santa Sede, para establecer en el plano histórico el desarrollo efectivo de los acontecimientos y discernir lo que en ellos debe ser juzgado poco conforme al espíritu evangélico. Similar reconocimiento parece importante tanto para pedir perdón a Dios y a los hermanos las faltas cometidas para dirigir la conciencia cristiana hacia un futuro más vigilante en fidelidad a Cristo.

Su Santidad ha recibido, por lo tanto, con satisfacción que, precisamente con estos sentimientos, la Facultad Teológica pretende recordar a Giordano Bruno quien, el 17 de febrero del 1600, fue ejecutado en Roma en el Campo de Flores, tras el veredicto pronunciado por el Tribunal de la Inquisición Romana.

Este triste episodio de la historia cristiana moderna ha sido a veces asumido por algunas corrientes culturales como punto de partida y emblema de una severa crítica frente a la Iglesia. El estilo de diálogo abierto por Iglesia Vaticano II nos invita a superar cualquier tentación polémica, para releer también este acontecimiento con espíritu abierto a la plena verdad histórica.

Es por lo tanto de desear que el mencionado Congreso, partiendo por los intereses propios de una facultad de teología, pueda ofrecer una contribución significativa a los efectos de la evaluación de la personalidad y la historia del filósofo nolano, que, como es sabido, recibió precisamente en Nápoles, en tenemos de San Domenico mayor, su formación y allí hizo su profesión religiosa en el orden de Predicadores. En realidad, también sobre una base actualizada de investigaciones llevadas a cabo por académicos de distinta inspiración, parece claro que el camino de su pensamiento, celebrado en el contexto de una existencia bastante agitada y sobre el trasfondo de un cristianismo lamentablemente dividido, lo haya llevado a opciones intelectuales que progresivamente resultaron ser, en algunos puntos decisivos, incompatibles con la doctrina cristiana. Corresponde a una investigación más profundidad el evaluar la efectividad de su divergencia progresiva de la fe.

Es un hecho que los miembros del Tribunal dela Inquisición lo procesaron con los métodos de coacción comunes en aquel entonces, pronunciando un veredicto que, de acuerdo con la regulación del momento, fue inevitablemente portador de una muerte atroz. No está en nosotros emitir juicios sobre la conciencia de cuántos estuvieron implicados en este asunto. Lo que se desprende históricamente nos da motivo para creer que los jueces del pensador estuvieron animados por el deseo de servir a la verdad y promover el bien común, haciendo también todo lo posible para salvar su vida. Objetivamente, sin embargo, algunos aspectos de los procedimientos y, en particular, el resultado violento de la mano del poder civil no pueden sino constituir hoy para la Iglesia - en este como en todos los casos similares- un motivo de profundo pesar. La Iglesia nos ha recordado oportunamente que la verdad "no se impone sino en la virtud de la verdad misma" (Dignitatis humanae 1). Esta es, por tanto, manifestada en absoluto respeto por la conciencia y la dignidad de cada persona.

Dejo a usted, señor decano, la tarea de transmitir estos pensamientos a los participantes del mencionado Congreso, a los cuales el Santo Padre enviará su benedicente saludo. Quiera Dios ayudar a la Iglesia del tercer milenio, también mediante el recuerdo de estos acontecimientos dolorosos, a encarnar cada vez mejor el espíritu del Evangelio. Que la palabra de Cristo, operada con fervor de fe pero en conjunto con actitudes de sincero y respetuoso diálogo, sea siempre como la Iglesia la tiene prevista, "señal y instrumento de la íntima unión con Dios y de la unidad de todo el género humano» (Lumen gentium, 1).

Con i miei cordiali saluti.

14 febbraio 2000

Card. ANGELO SODANO
Segretario di Stato



BUSCA en LPC

  

ULTIMOS POSTS
Can't you see that when the language was new—as it was with Chaucer and Homer—the poet could use the...

- Mantener opiniones contrarias a la Fé Católica y hablar en contra de ella y de sus ministros. - Mantener...





It is admitted, on all sides, that the Metaphysical and Moral Sciences are falling into decay, while the Physical...


ENVÍA ESTA ENTRADA

A la dirección de correo:


Tu dirección de correo:


¿Quieres incluir un mensaje?




LPC en tu buzón

Archivos