lastsupper.jpg

Rafael Barrett

LPC en la biblioteca | Junio 13, 2006
¿De qué viven los médicos? De los enfermos. El hecho es conocido, pero no solemos sacar sus evidentes consecuencias. Lejos de recompensar a los médicos por la cantidad de salud que gracias a ellos, o a pesar de ellos, pueda haber en el mundo, se les recompensa en razón de la cantidad de enfermedad que revisan. Sumad los dolores, las angustias y las agonías de la carne humana en los países civilizados a lo occidental, y previa una simple proporción, deduciréis lo que se abona a los médicos. El interés de todo médico es que haya enfermos, cuantos más mejor, como el interés de todo abogado es que haya gentes de mala fe y de mal humor, enredadores, tercos y tramposos.

Veo que LaDinamo ha publicado A partir de ahora el combate será libre, una selección de textos Rafael Barrett con prólogo de Santiago Alba Rico. En la web hay un par de citas que merece la pena leer, en caso de duda, y también el libro en PDF para descargar y disfrutar, aunque menos, a la luz blanquiazul de la pantalla.

Si quieren un anticipo, hay de todo para todos.



BUSCA en LPC

  

ULTIMOS POSTS
Queridos lectores, debo cerrar los comentarios mientras realizo tareas de limpieza. Ustedes sabrán disculpar las molestias....

Aquellos que todavía piensan que la enfermedad del medio se la inventó Internet deberían leer este reportaje del New...

Buscaba un extracto traducido de El Príncipe Negro de Iris Murdoch y me he encontrado con que Alejandro Gándara...

No he llegado al Gamelab, pero me da igual porque estoy viendo la mesa de Cinacia del Foro Internet...

1. ¿Por qué las palabras censura, diletante y arribista ya no significan control que ejerce un grupo de poder...


ENVÍA ESTA ENTRADA

A la dirección de correo:


Tu dirección de correo:


¿Quieres incluir un mensaje?




LPC en tu buzón

Archivos







Respecto a la cita que pegas, me parece un poco demagógica, al menos en Europa. Cierto es que en otros paises sin asistencia sanitaria universal esto puede ser cierto en algunos casos. Pero seamos sinceros, todos vamos a morir, y por el camino nuestro cuerpo nos lo hará pasar mal un rato. Es un mercado que será grande aunque nos esforcemos porque no lo sea... :o(


Puesto por elintripido a las Junio 13, 2006 09:03 AM

¿Y de qué los prof@s? y de qué los bloger@s?.Nadie enseña todo lo que sabe , ni cura todo lo que ve, ni muestra todo de cómo es. Gracias por el ensayo en pdf.


Puesto por Urbinaga a las Junio 13, 2006 10:15 AM

¿Y de qué los prof@s? y de qué los bloger@s?.Nadie enseña todo lo que sabe , ni cura todo lo que ve, ni muestra todo de cómo es. Gracias por el ensayo en pdf.


Puesto por Urbinaga a las Junio 13, 2006 10:16 AM

Gracias a dios que Barrett, junto con todos los grandes ironistas de principios del XIX, esta muerto y bien muerto. Si no, no daría crédito.


Puesto por marta a las Junio 13, 2006 12:04 PM

No sabes cuánto me alegra que hayas descubierto a Barrett (¡y que te haya gustado!). El libro -yo aún no lo he conseguido en carne y hueso; parece ser que está agotado- es una maravilla. Para darle con él a más de un "arcadio" en la cabeza.

Una preguntita ¿Aún no te has liado la manta a la cabeza y te has hecho con "La ciudad intangible"? Te puedo asegurar que es una obra maestra, y los capítulos de "El elogio de la cursilería" y "El bambi tecnológico" te van a encantar sí o sí.
Un besazo.


Puesto por Rafa a las Junio 13, 2006 05:20 PM

Sonaron en la oficina, me imprimo el libro. A ver si me explica que caranchos hago enamorada de un matasanos..... Y si se entera via Web, bueno, espabilate pibe y enterate.


Puesto por Lady Zurikat a las Junio 15, 2006 09:22 PM